Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en google
Compartir en email
Compartir en whatsapp

HACEN UN LLAMADO A ACATAR LAS MEDIDAS SANITARIAS

Al tiempo que lanzó un reto a los habitantes de la CDMX, “Llevamos ya 18 semanas en semáforo naranja… ¿por qué no nos unimos para cuidarnos entre todos e intentar pasar a semáforo amarillo en los próximos 15 días?… pasar a semáforo amarillo” señaló Armando Zúñiga Salinas presidente del organismo empresarial.

Esto “nos permitiría avanzar en la ruta de la recuperación de los empleos perdidos y sería la muestra clara que en materia de salud, estaríamos mejor…seríamos un ejemplo de solidaridad y participación para salir de la crisis epidemiológica y económica”.

Esto “nos permitiría avanzar en la ruta de la recuperación de los empleos perdidos y sería la muestra clara que en materia de salud, estaríamos mejor…seríamos un ejemplo de solidaridad y participación para salir de la crisis epidemiológica y económica”.

Indicó que ante el aviso emitido por la jefa de Gobierno en el sentido de que la Ciudad se mantendría en semáforo naranja por decima octava semana ante la pandemia por Covid-19, es necesario guardar la sana distancia y hacer uso razonable de actividades públicas, lo que implica: usar el cubrebocas en todo momento, hacer todo lo que sea necesario para resguardarnos en casa, limitar los traslados a aquellos que sean realmente necesarios para nuestra actividad laboral y de subsistencia “y sobre todo, evitar reuniones sociales innecesarias, incluidas las fiestas y las manifestaciones”, señaló Armando Zúñiga Salinas presidente del organismo empresarial

Como sociedad, “no podemos recargar toda la responsabilidad al Gobierno de la Ciudad, quienes han generado modelos atención hospitalaria y de reactivación económica que han sido efectivos” agregó.

Se requiere que en unidad, todos ayudemos a las autoridades con lo que esté en nuestras manos para intentar controlar la pandemia, apuntó.

Como sociedad debemos entender que la realidad nos obliga a cambiar, a acoplarnos a una nueva normalidad, que en muchos casos implicará dejar de hacer actividades que antes eran parte de la idiosincrasia nacional y local.

“Me refiero a que debemos encontrar nuevas formas de celebrar con seguridad el ya próximo Día de Muertos y las festividades navideñas y de fin de año. Ninguna celebración es más importante que la salud de las personas”.

Indicó que los habitantes de la Ciudad de México hemos demostrado que somos capaces de sobreponernos a las adversidades por medio de la solidaridad.

Recordó que la economía y las actividades cotidianas de la Capital se han ido reactivando poco a poco, pero quizá ya se nos olvido que apenas hace 6 meses, la Ciudad tuvo que cerrar todo tipo de actividad económica no esencial y pedirle a la gente confinarse voluntariamente en casa para cortar la ruta de los contagios, añadió.

“Eso le costó a la CDMX que más de 200 mil establecimientos pausaran actividades y más de dos millones de trabajadores pararan labores. Como consecuencia de esto, se estima un impacto en la caída del PIB de la Capital de entre 6.8 y 9.6 por ciento.”.

La ciudad ha sido duramente golpeada por el numero de contagios y muertes provocadas por el Covid-19 y también por la pérdida de empleos formales, los cuales ya se cuentan en más de 220 mil agregó.

Y es que prácticamente el 90 por ciento de la actividad productiva está basada en actividades de servicios, por tal motivo, un nuevo cierre de actividades económicas por semáforo en rojo colocaría en terapia intensiva a las empresas y a los empleos, apuntó.

Contáctanos

    Nombre (requerido)

    Teléfono (requerido)

    Correo electrónico (requerido)

    Mensaje