La propagación del coronavirus en todo el mundo tendrá un impacto sustancial en la mayoría de las actividades productivas, lo que está generando incertidumbre que puede llevar a tomar malas decisiones.

En apenas unas semanas, la sacudida que le está propinando el COVID- 19 a la economía global ha sido rápida y severa, por lo que no solo es un desafío sanitario, sino también económico, que requiere liquidez de forma urgente para que las empresas e individuos puedan atender sus obligaciones y no se produzca una ‘pandemia’ de carácter financiero.

Al respecto, Ulises Rodríguez Scalise, Maestro en Administración y Finanzas del Tec de Monterrey, expone que a la economía la mueve el gasto, y en la medida que gastemos o hagamos inversiones, hace que la economía se desarrolle y crezca. Sin embargo, las empresas y negocios han resentido el cierre, el paro de la producción o la falta de clientes debido a las medidas para evitar la propagación del coronavirus.

El académico recomienda a las empresas que cuiden a sus empleados, toda vez que inviertan en su gente, ya que su equipo va a resolver esta situación en la empresa. “Ten paciencia”, afirma.

“No despidas a las personas en tu empresa, que son el recurso más importante y que vas a necesitar más adelante, no entres en desesperación. Si respetas el plan financiero que tienes, podrás avanzar sin complicaciones a través de cualquier crisis. Es momento de innovar, cambiar y adaptarse”, señala.

Para las personas físicas, el catedrático del Tec de Monterrey sugiere crear un presupuesto personal y compararlo con los ingresos, recortar lo que no se necesita y crear una reserva de tres meses de egresos en un plan financiero personal y familiar, así como renegociar adeudos y evaluar qué cosas del patrimonio se pueden vender.

Mayo-junio 2020