Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en email
Compartir en whatsapp

AUTOS ELÉCTRICOS, EL RETO PARA SECTOR DEL BLINDAJE

Mauricio Garibaldi, director Comercial de WBA, explicó que 5% de los carros que modifican son híbridos; mercado mundial crecerá a 15 mil mdd en 2025.

Por Tzuara De Luna

En la conferencia sobre el cambio climático, la COP26, México firmó un acuerdo global para impulsar la adopción de autos eléctricos en el país; sin embargo, esto representa un reto para la industria del blindaje porque por el tipo de tecnologías y sensores que usan les es casi imposible modificar los autos para protección antibalas.

“Hemos hecho ya bastantes vehículos híbridos, adquirimos experiencia; sin embargo, no son coches totalmente eléctricos. Ahí sabemos que el reto es muy grande, pero es algo para lo que nos estamos preparando”, mencionó.

Detalló que el principal problema lo tienen con los vehículos Tesla, porque cada vez se acercan más a la conducción autónoma, por lo que usan muchos sensores difíciles de desmontar y volver a reubicar sin dañar el auto.

“Hay vehículos que cuentan con un radar, hasta 8 cámaras y 12 sensores ultrasónicos. Las cámaras permiten una visión hasta de 360 grados alrededor del vehículo con un alcance hasta de 250 metros. Pero una vez desarmado y vuelto a armar ni la gente de Tesla tienen la experiencia para rearmarlo”, comentó.

De acuerdo con la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) entre enero y agosto de 2021 se vendieron en el país 31 mil 646 vehículos híbridos y eléctricos, lo que significó un crecimiento de 113.3 por ciento comparado con lo reportado en igual lapso del año pasado. De esta cantidad 462 son totalmente eléctricos, casi más del doble de lo que representaba el año pasado.

El Consejo Nacional de la Industria de la Balística (CNB) explicó que no todos los eléctricos se pueden blindar, por la complejidad que presentan en su sistema.

“Son muy diferentes a un auto normal de combustión, en primera porque hay que tener demasiado cuidado con el sistema eléctrico, además que depende de la potencia y torque que tengan, así como la suspensión para determinar en que nivel de blindaje se pueden proteger; lo mismo en los híbridos, la potencia y torque cuando entra la motorización eléctrica”, señaló el CNB.

Destacó que en México aún no se blindan autos eléctricos porque se requiere de gran conocimiento y no hay gente capacitada para hacerlo. Ante este escenario sostuvo que es necesario que blindadores capaciten a sus técnicos en el manejo de las baterías y demás componentes del vehículo por marca.

Mercado en crecimiento

La industria del blindaje vehicular no tiene marcha de reversa, de acuerdo con un estudio realizado por la consultora Markets and Markets. Reveló que el tamaño del mercado mundial crecerá de 11.6 mil millones de dólares en 2020 a 15.4 mil millones de dólares en 2025, a una tasa compuesta anual de 5.8 por ciento en estos años.

En 2020 y aun con pandemia, se blindaron en México 2 mil 425 autos, cifra 60.4 por ciento superior a 2019, indicó la CNB.

“Sí ha aumentado la demanda de blindaje pero para los mild hybrid (sistemas híbridos) que son vehículos que funcionan con gasolina y eléctricos pero para nada son tan complejos como los ciento por ciento eléctricos. Algunas unidades que se han blindado son Porsche Macan, Land Rover Defender y BMW X5.

En cuanto a los emblemáticos Tesla, sostuvo la CNB que estos tienen potencial para blindarse; no obstante, tienen muchas baterías que van en el piso y llevan una secuencia específica de desconexión, de tal forma que si no se hace bien, el vehículo no vuelve a encender.

Garibaldi, de WBA Blindajes Alemanes, explicó que unidades con dos tipos de motor con las que trabajaron, les pusieron un blindaje 3 y 3+, ya que si se pusiese uno de mayor numeración, es decir, mayor grosor para soportar balas de mayor calibre, el vehículo no se desempeñaría igual.

 

Contáctanos

    Nombre (requerido)

    Teléfono (requerido)

    Correo electrónico (requerido)

    Mensaje