Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en google
Compartir en email
Compartir en whatsapp

“50-30-20”, LA REGLA PARA MAXIMIZAR LOS INGRESOS DISEÑADA POR EXEJECUTIVA DE MORGAN STANLEY

Con este método, la especialista en inversiones propone dividir el dinero en tres grandes grupos para responder a diferentes necesidades

La manera en la que se gestionan los ingresos genera incertidumbres entre los ahorristas argentinos, quienes ven como día a día sus pesos pierden poder de compra ante la inflación.

Es que debido a los constantes cambios “en las reglas de juego”, muchas personas no tienen claro cuál es la mejor forma para afrontar los diferentes gastos diarios y qué porcentaje de sus salarios destinar para ahorros o inversiones.

La cofundadora y CEO de la consultora Ellevest, Sallie Krawcheck, exejecutiva de Morgan Stanley y Citibank, diseñó una regla que es utilizada por miles de personas y que es conocida como “50-30-20”, recomendada para sacar partido a los ingresos de forma inteligente.

Tres grandes grupos

Este método divide las entradas mensuales (sueldo) en 3 grupos de gastos para asegurar el ahorro y un uso eficiente del dinero.

El primero de ellos es el que componen el total de gastos “fijos”, como el pago del alquiler, un crédito hipotecario, impuestos y hasta compra de comida.

Para este segmento la experta recomienda destinar la mitad de los ingresos mensuales, pero para quienes no alcancen a cubrirlo, recomienda recortar ítems del segundo grupo, el cual está compuesto por cosas que se quieren pero no son estrictamente necesarias como la inscripción al gimnasio, los viajes, las cenas en restaurantes o las suscripciones a servicios de streaming.

A este segmento Krawcheck le asigna el 30% de los ingresos.

Por último, se encuentra el tercer grupo, para el cual destina el 20% restante y el cual lo componen el ahorro mensual, dinero que también puede dedicarse a inversiones.

Para este último ítem los expertos en finanzas personas recomiendan contar con al menos 6 meses de dinero disponible para emergencias antes de lanzarse a inversiones de futuro que demandan plazos más largos (Fondos Comunes de Inversión, por ejemplo) y hasta cierto tipo de riesgos (criptomonedas).

Así, por cada $1.000 de ingresos, y siguiente el método “50-30-20” diseñado por Sallie Krawcheck, se deberían destinar $500 para el primer grupo, $300 para el segundo y $200 para el tercero.

Otra regla

De ahí, a la importancia de hacer una buena planificación financiera, realizar un presupuesto o reducir el gasto que tienes. Todo suma a la hora de tener una mayor estabilidad en el largo plazo.

Crear metas financieras específicas y hacer crecer tu balance personal sigue siendo un desafío para la mayoría de las personas. Todos han pensado en cómo mejorar su estrategia de gasto, pero el perfil medio todavía tiene el hábito de comprar más allá de sus posibilidades. El desafío es no caer en estas trampas.

Por eso, una de las fórmulas propuestas por expertos financieros para organizar mejor la manera en que manejas tu dinero es la regla del 80/20. ¿En qué consiste y qué es lo que tiene de especial con respecto a otras fórmulas financieras que puedes aplicar en tus finanzas domésticas?

Es bastante sencillo: gastas el 80% de tus ingresos y ahorras el 20%. Tan simple y llano como eso.

El 80% de tus gastos incluye el alquiler, las facturas, los seguros, la comida, gastos varios del hogar, el transporte, el ocio y demás gastos que necesites o quieras realizar. El 20% restante lo ahorras.

La regla 80/20 puede servir como guía para empezar a ahorrar, es decir, lo ideal sería que ahorres el 20% de tus ingresos totales. Sin embargo, quizá esto resulte demasiado, por lo que puedes empezar por apartar al menos el 10%. Como diría reconocido inversor Warren Buffett: “No ahorres lo que queda después de gastar, gasta lo que queda después de ahorrar”.

 

Julio-Agosto 2021

Contáctanos

    Nombre (requerido)

    Teléfono (requerido)

    Correo electrónico (requerido)

    Mensaje